miércoles, 7 de enero de 2015

Cuchillos



El mendigo soñaba que los copos de nieve se convertían en afilados cuchillos de acero. Y despertó sobresaltado, empapado en escarcha y sangre que manaba de su espalda, sus piernas, sus brazos... A unos cientos de metros, un grupo de niños armados con barras de hierro y palos llenos de clavos corría sobre el lago helado en dirección a la Calle Mayor, de donde provenía el ensordecedor griterío de la Cabalgata de los Reyes Magos.

Manuel Pérez Recio, "Nelo"



5 comentarios: